El llamamiento en los trabajadores fijos discontinuos

Home/Laboral/El llamamiento en los trabajadores fijos discontinuos

El llamamiento en los trabajadores fijos discontinuos

Existe una modalidad laboral que es la de trabajador fijo discontinuo. En este caso, el empleado tiene asegurado su puesto de trabajo durante el tiempo de actividad de la empresa. Lo que sucede es que hay puestos de trabajo que solo funcionan unos meses al año. Aunque no es lo más habitual, hay sectores como los comedores escolares, socorristas o brigadas forestales que funcionan así. En este artículo, explicamos qué es el llamamiento y qué condiciones ha de reunir para considerarse válido.

El llamamiento: qué es

El llamamiento es la formalidad que han de cumplir las empresas para reclamar la incorporación de sus trabajadores. Cuando vaya a empezar la temporada laboral, se tiene que comunicar al trabajador que se ha de reincorporar a su puesto de trabajo. No obstante, para que se considere válido tiene que cumplir una serie de requisitos:

  1. Que se realice con la suficiente antelación. Actualmente, se considera que ha de haber un tiempo suficiente para que el trabajador pueda reincorporarse de forma efectiva.
  2. Acreditar que, efectivamente, ha llegado la notificación. Para ello, se utiliza preferentemente el burofax o las cartas certificadas. Se desaconseja la utilización del correo electrónico.

Este punto es especialmente importante porque, en el caso de que no haya llamamiento y exista vuelta a la actividad de la empresa, habría un despido improcedente. Si es así, se puede reclamar ante los juzgados de lo Social la indemnización máxima. Por otra parte, aconsejamos que, si no hay llamamiento, el trabajador se ponga en contacto con la empresa.

Otro aspecto igualmente importante es que, en el caso de que haya un despido por falta de llamamiento, no se pierden derechos laborales. Eso sí, solo se podrá reclamar tan solo la parte proporcional del subsidio de desempleo al tiempo que se haya trabajado. No obstante, en los últimos años hay algunas interpretaciones puntuales.

Finalmente, hay que destacar que el llamamiento genera una obligación para el trabajador. Si la empresa demuestra que le ha notificado la reincorporación y este no la ha realizado, será causa de despido procedente. En consecuencia, esta notificación gana un gran valor.

Contar con una asesoría laboral

El llamamiento es uno de los puntos fundamentales de la regulación laboral en esta modalidad de contratación. Por lo tanto, si eres autónomo o empleado, te interesa muy mucho conocer cómo hay que notificarlo o recibirlo. De ello depende que se generen determinados derechos u obligaciones. Si la notificación es en tiempo y forma, no habrá problemas. De lo contrario, se abrirá la vía a los pleitos a través de los juzgados de lo Social. En los últimos años, el aumento de este tipo de contratación ha generado conflictos por una mala interpretación de deberes y derechos.

Este es uno de los motivos por el que es bueno contar con una Gestoría Fiscal Contable. Te podemos aconsejar acerca de las opciones de contratación y gestionamos los llamamientos a los trabajadores. De esta forma, ganarás en tranquilidad en tu día a día. Te animamos a que contactes con nosotros para conocer mejor las oportunidades que te ofrecemos.

 

Leave A Comment

*

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies